Gama Nexus, android,

La gama Nexus está cambiando ¿qué ambiciona Google?

¡Compártelo!

¿Qué es la gama Nexus?

Lo primero que quiero hacer es aclarar qué es la gama Nexus, por si alguien a estas alturas no lo sabe todavía. Google, como bien sabéis, es el propietario del sistema operativo Android, el cual adquirió en 2005. Google se encarga del desarrollo del sistema operativo y su ecosistema, tienen aplicaciones diseñadas por ellos (Gapps) tales como Gmail, Chrome o la misma tienda de aplicaciones Play Store. Lo que de momento no han hecho nunca es diseñar el hardware para contener su propio sistema operativo, es decir, no se dedican a la fabricación de dispositivos, así que en el 2010 decidieron comenzar un concepto diferente hasta la fecha… la gama Nexus.

La gama Nexus esta fabricada por alguna marca con la que Google se alía para la ocasión. Estas se encargan del producir los teléfonos o tabletas, mientras que Google se encarga del software, tanto de su integración con los componentes del dispositivo, como de sus actualizaciones. Así pues, los Nexus siempre se han distinguido por una serie de características que paso a resumir:

  • Actualizaciones directas de Google, por lo que los dispositivos de esta serie siempre serán los primeros en recibir las nuevas versiones del sistema operativo durante al menos 2 años.
  • Android “puro” tal y como Google lo entiende, sin capa de personalización por parte de marcas u operadoras.
  • Mayor rendimiento del sistema operativo.
  • No incorpora “bloatware”, es decir, programas o aplicaciones innecesarios, en muchos casos demos o pruebas de algún software en concreto.
  • Si lo compras a través de la tienda de Google, ellos te mismos te cubren la garantía.
  • Hasta el Nexus 5, estos teléfonos siempre se habían caracterizado por ofrecer una relación calidad/precio insuperable, obteniendo un rendimiento igual o superior a modelos mucho más caros.

A diferencia de la gama Nexus, los dispositivos con Android de cualquier otra marca, siempre se han caracterizado, en mayor o menor medida por lo siguiente:

  • Capa de personalización propia de la marca, sumando funcionalidades (a veces útiles y otras no) pero también normalmente reduciendo el rendimiento al hacer el sistema operativo más pesado.
  • Dependencia por completo de los fabricantes para recibir actualizaciones. Hay marcas que dan un buen soporte a sus terminales, pero hay muchos otros que después de unos meses se olvidan, sobre todo de las gamas baja y media.
  • La garantía depende exclusivamente del comercio donde los compres o del propio fabricante.
  • Goza de cualquier función de Android, siempre y cuando los desarrolladores de la marca la implementen.
  • Existe mucha más variedad de dispositivos y precios. Puedes encontrar cientos de modelos diferentes donde escoger.

Por último aclarar que la experiencia con Android fuera de la gama Nexus depende mucho del modelo escogido, y de la optimización que la marca dé a la integración Sistema operativo-Hardware. Hay marcas que apenas usan capa de personalización, dando a sus dispositivos una apariencia al estilo Nexus y sin embargo hay otros fabricantes que sobrecargan demasiado la interfaz, con funcionalidades más que discutidas en cuanto a la usabilidad.

Evolución de la gama Nexus

Google lanzó su primer Nexus en enero del 2010 de la mano de HTC. A esté smartphone lo llamaron Nexus One y con el presentaron la versión 2.1 de Android, llamada Eclair. Como curiosidad, cada vez que una generación de Nexus sale al mercado, lo hace con una nueva versión del sistema operativo, a la que siempre ponen nombres de dulces.

A este modelo le siguió el Nexus S, fabricado por Samsung, apenas 11 meses después, presentando la versión de Android 2.3, Gingerbread. Sin embargo, fue el siguiente modelo, el Galaxy Nexus en noviembre de 2011, el que empezó a hacer conocida la saga Nexus entre los usuarios menos técnicos. Fabricado por Samsung también, se benefició del apellido Galaxy para popularizarse. Con este modelo se estrenó Android 4.0 Ice Cream Sandwich, que supuso un gran cambio en la apariencia del sistema operativo.

A partir de aquí, con los Nexus 4 en 2012 y Nexus 5 en 2013 (ambos fabricados por LG), sin olvidar las tablets Nexus 7 (Asus) y Nexus 10 (Samsung), la gama Nexus vivió su mejor momento de popularidad. Ofrecían al publico dispositivos muy equilibrados, con un diseño sobrio y elegante, tamaño contenido y un rendimiento muy por encima del que otras marcas ofrecían por ese precio. Competían directamente con la gama alta a precios de gama media. Esto se convirtió en una seña de identidad de los Nexus, hasta la llegada en 2014 del Nexus 6.

En octubre de 2104 Motorola y Google sacaron al mercado un nuevo terminal que iba a cambiar el concepto de la gama Nexus. Dotaron al terminal de características espectaculares para competir directamente con los teléfonos de gama alta, aumentaron la pantalla a 5,96” para adaptarse a las tendencias en cuanto al tamaño y, por supuesto, esto afectó al precio. Y a las ventas.

El Nexus 4 fue un éxito de ventas, y el 5 lo superó ampliamente. Ambos se agotaron en su lanzamiento y se convirtieron en teléfonos muy apreciados y buscados por los usuarios. Si embargo, el Nexus 6, y a pesar de sus muy buenas especificaciones, no cuajó entre el consumidor final, principalmente debido al cambio de estrategia por parte de Google, y el aumento de precio. Los Nexus ya no eran tan especiales.

¿Qué camino va a seguir Google?

Todo apunta a que Google pretende dar un impulso diferente a sus Nexus. La prueba está en los modelos sacados al mercado este año. Por primera vez lanza dos teléfonos prácticamente juntos, el Nexus 5X, fabricado por Lg como su antecesor el 5, en un intento por reconquistar a los clientes perdidos con el Nexus 6. Es un terminal muy parecido en muchos aspectos al Nexus 5 original, con la evolución lógica en componentes, pero intentando conseguir lo que ya hicieron en el pasado. Sin embargo, la gran diferencia está en el precio, 125€ más caro el modelo de este año en relación con la fecha de lanzamiento del anterior.

Este año también sale a la venta el Nexus 6P, terminal fabricado por Huawei que pretende ser la evolución del Nexus 6 del año pasado. Ofrece un acabado más “premium” y sale dispuesto a competir con los modelos tope de gama de otras marcas. Tanto en potencia y especificaciones, como en precio, ya que en ambas cosas va a estar a su nivel.

Este cambio respecto al modelo anterior que tan buenos resultados les dio, parece dejar claro cual es la idea de Google para la gama Nexus. Están creando una imagen de la que será “su” marca de cara al futuro, ya que todo parece indicar, atendiendo a las noticias y rumores que nos llegan, que en un futuro no muy lejano, Google lanzará su propio teléfono, y con este intentará competir directamente con el que a día de hoy es el rey en la gama alta. Hablamos por supuesto del iPhone de Apple.

De momento, podéis encontrar la gama de productos Nexus actual en la tienda de Google. ¿Conseguirán superar las ventas del año pasado?

 

Valora este artículo

¡Compártelo!

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto:

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar